888-344-3916

Al considerar la cirugía bariátrica, las personas a menudo sienten curiosidad por incorporar el alcohol de manera segura a su estilo de vida. Aunque podrá consumirlo, debe hacerse de manera gradual y modificada, debe agregarse a su consumo solo después de tres meses después de la cirugía.

Los riesgos del consumo de alcohol

El alcohol también es alto en calorías, por lo que debes consumir muy poco para evitar el aumento de peso. Según la investigación, debido a un metabolismo alterado después de la cirugía, los niveles de alcohol en la sangre alcanzan su nivel más alto y más rápido y tardan más en volver a la normalidad.

Asegúrese de comer suficientes alimentos antes de consumir alcohol, ya que la ingesta de alimentos hace que la absorción de alcohol sea más rápida en el torrente sanguíneo.

Se sabe que una sola bebida puede elevar los niveles de alcohol en la sangre hasta el punto de intoxicación legal.

Cuando pierdes peso, puedes tener niveles bajos de azúcar en la sangre, y si consumes alcohol, los niveles de azúcar en la sangre descienden aún más, lo que hace que los pacientes bariátricos sean propensos a desarrollar hipoglucemia.

La hipoglucemia es una afección que puede llevar a la pérdida de conciencia, daño cerebral y nervioso e incluso a la muerte cuando no se trata. Los síntomas incluyen pérdida de coordinación y equilibrio, dificultad para hablar, visión deficiente y confusión.

Por otro lado, las bebidas alcohólicas que son altas en azúcar pueden causar el síndrome de dumping.

Las bebidas alcohólicas más bajas en calorías

  • Champaña es su primera opción, ya que solo tiene 84 calorías por vaso (5 onzas)
  • La soda con vodka (vodka, club soda y lima) es la siguiente con solo 97 calorías por vodka de 1.5 oz.
  • Bloody mary (jugo de tomate y vodka) 123 calorías
  • Johnny Walker Black y coca de dieta son una excelente opción, ya que la bebida solo tiene 69 calorías.
  • La cerveza light varía de 55 a 103 calorías y hay muchas opciones.
  • Una copa de vino tiene 160 calorías.
  • También puede probar versiones ligeras de algunas bebidas como el Cosmopolitan (vodka, club soda y un chorrito de jugo de arándano). En lugar de llenar su bebida con jugo que es alto en calorías, solo agregue un chorrito para mantener esas calorías bajo control.
  • Pruebe un Moscow Mule con cerveza de jengibre, vodka, jugo de limón y mucho hielo, saltándose el simple jarabe. Sin el jarabe simple, es sólo alrededor de 80 calorías.